Colección: Abel Mendoza

Hace 12-15 años presentaban en el País a Abel Mendoza como “el viticultor ilustrado”, y muy posiblemente tenían razón. Hoy una valoración justa sobre Abel va mucho más allá, se ha convertido en el mejor vigneron de España, a la altura de los mejores vignerones de Francia (Laval, Leclapart, Richard Leroy, Ganevat…). Pero sobre todo, y esto es lo más importante, es la referencia para todos los jóvenes vignerones que están revolucionando Rioja en la actualidad. Y no es una valoración mía, sino unánime. Sin ir más lejos, Tom Akins, en sus tres clasificaciones de los vinos de Rioja, ha elegido como Bodega Revelación a Tentenublo de Roberto Olivan, Sierra de Toloño de Sandra Bravo y Ojuel de Miguel Martínez. Para todos ellos la referencia es Abel
Mendoza, y no ninguna de las bodegas top que obtienen 100 puntos Parker, ni las grandes que facturan cifras astronómicas.
Las manos de Abel Mendoza hablan por sí solas, transmiten toda la energía de la tierra, del viñedo, de las uvas… son grandes y potentes. Le das la mano y automáticamente sabes que este hombre no te va a engañar. Son las manos de un agricultor, un “destripaterrones” como él dice, que trabaja manual y personalmente 20 hectáreas propias repartidas en 30 parcelas, posiblemente los viñedos más respetados y mejor trabajados de España. No etiqueta sus vinos como ecológicos, ni biodinámicos, ni naturales..., no le interesa esta parafernalia mediática. Es uno entre unos pocos del que su nombre es garantía de mucha honestidad, mucho trabajo y mucha autenticidad.
El medio natural de expresión de cualquier bodega es a través de sus vinos. Igual que un escritor lo hace a través de sus libros o un director de cine a través de sus películas. A groso modo los vinos de Abel Mendoza han evolucionado paralelos a su evolución vital, desde lo local a lo universal, sin perder en ningún momento su más auténtica esencia. Se pueden elaborar, y así lo demuestra Abel, vinos autóctonos de cosechero, plenos y directos al corazón, y vinos sofisticados, hedonistas y reflexivos, directos a la mente. Y se pueden beber, exactamente igual, en San Vicente de la Sonsierra, Murcia, Berlín o Nueva York.
Para Abel y Maite la bodega, más que un negocio, es su pasión y su forma de vida, y sus vinos expresan perfectamente su trabajo y su carácter. Y esto no es lo habitual, ya que la mayoría de bodegas dicen y dicen, y después nada de nada. Lo entendemos mejor cuando analizamos cómo gestionan las bodegas el desfase entre una altísima demanda y una oferta muy limitada. La inmensa mayoría, siguiendo los dictados de las Escuelas de Negocios de todo el mundo, bien aumentan los precios o bien aumentan la producción, para equilibrar oferta y demanda y aumentar los beneficios económicos. Sin embargo, a Abel no le importa que algunos de sus vinos, incluyendo todos los blancos, se agoten en unos días. Paralelo a sus viajes por todo el mundo para conocer los mejores vignerones y catar sus vinos, Abel profundiza en su trabajo, no en las redes sociales (sigue sin página web), compra miniparcelas de viñas muy viejas e improductivas, recupera variedades olvidadas, prueba nuevas vinificaciones, sigue atendiendo personalmente a sus clientes de siempre, y sus precios suben menos que el IPC.
Abel Mendoza estructura sus vinos en tres gamas. Los vinos blancos se elaboran en base a las distintas variedades, los tintos jóvenes según el tipo de suelo, y los tintos con crianza responden a las distintas parcelas. Se elaboran seis vinos blancos, cinco varietales (Viura, Malvasía, Garnacha Blanca, Torrontes y Tempranillo Blanco) y uno de mezcla de dichas cinco variedades (5V). Abel es el gran elaborador de vinos blancos en Rioja, no por cantidad, ya que tan solo elabora 10-12.000 botellas anuales, sino por su calidad y diversidad, ya que muestra con gran precisión el carácter identitario de cada variedad. Todos gozan de la misma viticultura y vinificación (crianza con lías de 5-6 meses en barrica nueva de roble francés), y son, como debe de ser, totalmente diferentes entre ellos. Todos ellos están perfectamente integrados desde su
embotellado, sin ninguna nota disonante, con una perfecta sintonía entre fruta-madera-alcohol, muy agradables de beber ya mismo, y sabiendo que evolucionan muy bien durante al menos 10-20 años. 
Viura, Malvasía y 5V se elaboran todos los años, y son la piedra angular del proyecto. Torrontes (muchos años llamado T, porque la variedad estaba prohibida), Garnacha Blanca y Tempranillo Blanco son bastante más difíciles de encontrar, se elaboran muy pocas botellas (entre 300 y 900) y muchos años ni se embotellan por separado, para poder formar parte del 5V. No tienen nada que ver con los anteriores ni entre sí. Ni mejores ni peores, pero sí son muy escasos. Tendréis que descubrirlos por vosotros mismos, el factor sorpresa es atractivo.

Mendoza es, por supuesto, el último vigneron riojano que trabaja sus 21 hectáreas de viñedo, la mayoría en su pueblo San Vicente de la Sonsierra y en los vecinos Ábalos y Labastida, y elabora los vinos en casa con su esposa Maite, un total de 70.000. botellas.

No creo que haya muchos productores en Rioja que hagan seis vinos blancos diferentes. Estos blancos se venden muy temprano, y sospecho que la mayoría también se beben temprano, lo cual es una pena, porque cuando son jóvenes, los vinos son tímidos y difíciles de leer, y rara vez se encuentran añadas más antiguas en restaurantes o tiendas. Los blancos de 2019, una añada que dicen que fue muy seca con algunas heladas primaverales, un año de bajos rendimientos y sequía.

Los tintos fueron en su mayoría de 2017, una cosecha muy desafiante, de la que probablemente ya hayas escuchado mucho, pero en palabras de Abel Mendoza, estuvo "marcada por la helada más grande jamás conocida en nuestra área a fines de abril. . Junto con la ocasional granizada durante el verano y la sequía del año en general, provocó una reducción significativa de los rendimientos y al mismo tiempo una cosecha más temprana. La más temprana que hemos tenido hasta ahora ".

 

12 artículos
  • Abel Mendoza Graciano Garnacha Grano A Grano 2016
    Abel Mendoza Graciano Garnacha Grano A Grano 2016 - Selavid
    Proveedor
    Abel Mendoza Monge
    Precio habitual
    €43,50
    Precio de venta
    €43,50
    Precio habitual
    Precio unitario
    por 
    Agotado
  • Abel Mendoza Graciano Grano A Grano 2017
    Abel Mendoza Graciano Grano A Grano 2017 - Selavid
    Proveedor
    Abel Mendoza Monge
    Precio habitual
    €43,50
    Precio de venta
    €43,50
    Precio habitual
    Precio unitario
    por 
    Agotado
  • Abel Mendoza Tempranillo Grano a Grano 2017
    Abel Mendoza Tempranillo Grano a Grano 2017 - Selavid
    Proveedor
    Abel Mendoza Monge
    Precio habitual
    €43,50
    Precio de venta
    €43,50
    Precio habitual
    Precio unitario
    por 
    Agotado
  • Abel Mendoza Guardaviñas 2019
    Abel Mendoza Guardaviñas 2018 - Selavid
    Proveedor
    Abel Mendoza Monge
    Precio habitual
    €23,40
    Precio de venta
    €23,40
    Precio habitual
    Precio unitario
    por 
    Agotado
  • Jarrarte Crianza 2016
    Jarrarte Crianza 2016 - Selavid
    Proveedor
    Abel Mendoza Monge
    Precio habitual
    €18,00
    Precio de venta
    €18,00
    Precio habitual
    Precio unitario
    por 
    Agotado
  • Jarrarte Joven 2019
    Jarrarte Joven 2019 - Selavid
    Proveedor
    Abel Mendoza Monge
    Precio habitual
    €7,40
    Precio de venta
    €7,40
    Precio habitual
    Precio unitario
    por 
    Agotado
  • Abel Mendoza Malvasía 2018
    Abel Mendoza Malvasía 2018 - Selavid
    Proveedor
    Abel Mendoza Monge
    Precio habitual
    €22,50
    Precio de venta
    €22,50
    Precio habitual
    Precio unitario
    por 
    Agotado
  • Abel Mendoza Torrontés 2019
    Abel Mendoza Torrontés 2018 - Selavid
    Proveedor
    Abel Mendoza Monge
    Precio habitual
    €21,70
    Precio de venta
    €21,70
    Precio habitual
    Precio unitario
    por 
    Agotado